trabajador autónomo con seguro que desgrava el IRPF

Autónomos y los seguros que desgravan en la declaración de la renta

Con pandemia o sin ella, todas las primaveras llega la Campaña de la Renta. Para los profesionales autónomos, es momento de recopilar papeles y buscar todas las desgravaciones que puedan hacer menos gravosa la cita con Hacienda. ¿Sabías que hay seguros que desgravan en la declaración de la renta de los autónomos? En este post te mostramos algunas situaciones en las que es posible rebajar impuestos gracias a tus pólizas.

Bien es cierto que, como norma general, el seguro del coche o cualquier otra póliza de salud no suponen una rebaja en la declaración del IRPF. Pero, en determinadas condiciones, los autónomos pueden desgravarse las primas del seguro. De esto vamos a hablar hoy: de cómo los seguros desgravan en el IRPF de los trabajadores autónomos.

¿Qué seguros se puede deducir un autónomo?

Los trabajadores autónomos se pueden deducir las cantidades aportadas a determinados tipos de seguros, siempre que se cumplan las condiciones que establece la normativa.  Hay varios tipos de pólizas que pueden ayudar a rebajar la factura fiscal, aunque la mayoría de ellos están relacionados con la actividad empresarial del autónomo, como los seguros de responsabilidad civil patronal o el seguro de comercio.

Hay otros tipos de seguros que, si bien no afectan a la actividad, están relacionados con la protección de autónomo y su familia en situaciones en las que un siniestro le impidiera mantener su actividad, al menos de forma temporal. Es el caso del seguro médico o el seguro de vida, como vemos a continuación.

Seguros médicos de autónomos: cómo desgravan en la declaración de la renta

Los seguros médicos pueden deducirse en el IRPF, pero no en todos los casos ni de forma íntegra. De entrada, para poder hacer la deducción del seguro médico en la renta el autónomo debe tener un régimen de estimación directa en su declaración de la renta. Los autónomos que sigan el régimen de módulos o estimación objetiva quedarían fuera de este beneficio fiscal.

Si cumplimos este requisito, la prima del seguro de salud de un trabajador autónomo se consideraría como gastos deducibles en el IRPF.

No obstante, existe un límite máximo de 500 euros por cada miembro de la familia (cónyuge o hijos menores de 25 años que convivan con él) que estén incluidos en el seguro médico. El límite se amplía a 1.500 euros para las personas con discapacidad.

Seguro de vida de autónomos: qué me puedo desgravar en el IRPF

Los trabajadores autónomos con seguros de vida también se pueden deducir en el IRPF el importe de la prima, pero el máximo de deducción es de 500 euros anuales.

Además, ese monto es la deducción total que se puede hacer por los seguros del autónomo. Esto significa que ya sea el seguro de salud o el seguro de vida, la deducción máxima para la suma de las dos primas es de 500 euros.

Seguro de coche de autónomos ¿Me puedo desgravar en la Declaración de la Renta?

En el seguro de coche, tiene relevancia qué uso damos al vehículo para poder deducirnos la prima en la declaración de la renta. El seguro de automóvil se podrá deducir siempre y cuando el vehículo esté vinculado a la actividad como autónomo. Por ejemplo, si la herramienta principal de un profesional autónomo es una furgoneta o un camión, entonces sí se podrá desgravar el seguro.

Para determinar qué pólizas se incluyen en esta categoría, la Ley del IRPF especifica los vehículos que están afectos al 100% a la actividad realizada por el autónomo, por lo que todos los gastos relacionados con ellos serán deducibles. Estos son los que claramente cumplen con la normativa:

  • Vehículos destinados al transporte de mercancías, como furgonetas o camiones.
  • Vehículos que prestan servicios de transporte de viajeros, como autobuses y taxis.
  • Vehículos de autoescuela.
  • Vehículos comerciales destinados a desplazamientos profesionales de representantes o agentes comerciales.
  • Vehículos de alquiler.

Para cualquier otro vehículo (turismo, motocicleta…) habría que probar ante Hacienda que lo utilizas exclusivamente en tu negocio para poder deducirte el seguro y otros gastos.

Seguro Responsabilidad Civil Profesional y la desgravación en el IRPF

Como trabajador autónomo, es muy posible que tengas protegido tu patrimonio con una póliza de RC profesional, patronal o similar. Si tienes contratado un seguro de Responsabilidad Civil, te lo podrás desgravar en la declaración de la renta.

Este es un seguro que se contrata vinculado a la actividad profesional del trabajador autónomo, para que, en caso de que suceda alguna incidencia o accidente que afecte a terceros en el desempeño de la actividad, la aseguradora se haga cargo del siniestro.

Además de protegernos, en este caso el seguro nos ayuda a rebajar la factura del IRPF en la Declaración de la Renta.

Seguros de comercio, oficinas y talleres también desgravan en la renta

Los seguros de comercio, al igual que aquellas pólizas relacionadas con la cobertura del local, oficina o taller donde el profesional autónomo desarrolle su negocio, también desgravan.

Las primas de este tipo de seguros para negocios desgravan en su totalidad, siempre y cuando estos seguros estén relacionados de forma directa con la actividad profesional del autónomo.

De esta forma, un trabajador autónomo puedes deducirse todas las primas de seguros relacionadas con la actividad que realiza, aunque no se trate de un local. Por ejemplo, el seguro de mercancías o la cobertura de pérdida de beneficios, estarían entre las pólizas que desgravan en la renta.

Seguros de accidentes y de salud para empleados

Las primas de los seguros de accidentes desgravan en la declaración de la renta de los autónomos, bien sea para cubrir sus propios accidentes o los de sus empleados.

Igualmente se considera gasto fiscalmente deducible el seguro de salud que contrate el autónomo para sus empleados.

Compartir: 

Comentarios

Añadir comentario

“En esta empresa se realizan acciones cofinanciadas por la Unión Europea a través del FSE y la Iniciativa de Empleo Juvenil:

Pacto por la Recuperación Económica de Castilla-La Mancha 2015-2020

Cualificación e inserción de personas desempleadas en el mercado laboral.

OT8: Conseguir formación y empleo de calidad.

Objetivo: acceso a un primer empleo de calidad.”